ÍndiceÍndice  PortalPortal  RegistrarseRegistrarse  ConectarseConectarse  

Comparte
 

 Un controlado parto.

Ir abajo 
AutorMensaje
Enjarao
Vieja Gloria
Vieja Gloria
Enjarao

Mensajes : 5091
Fecha de inscripción : 17/11/2012

Un controlado parto. Empty
MensajeTema: Un controlado parto.   Un controlado parto. Icon_minitimeDom 01 Abr 2018, 19:46

El día no iba mal, pero tampoco los resultados eran los esperados por mis compañeros de partida, aunque para mí, el campo ya había cumplido con creces. Las perdices parecían las V2 alemanas sobrevolando El Canal de la Mancha, y los jodíos conejos eran capaces de adelantar a las V2 de lo que tagelaban por aquel inmenso llano. Digo yo que querrían dejar el frío atrás.

Porque en aquel desolado páramo, el viento era racheado y gélido, en ese momento pensé que Dios usaba esa planicie inacabable como túnel de viento, para probar los subsodichos  antes de enviarlos al resto del mundo. Ya hacía rato que uno de la cuadrilla había implorado más que sugerido, que había que echar un trago para calentarnos, pero la avaricia del grupo de hacerse con más caza había predominado sobre esa propuesta.  Eran casi las 12 de la mañana y del sol ni se sabía. Y entre los cinco de la Cuadrilla de la Guasa, ya teníamos colgada suficiente caza como para ir a los coches a descargarla, para poder seguir cazando. Incluidas un par de comadrejas, que maldito el bien que le hacen esos bichos a la caza.

Cuando uno va como si quisiera ver la próxima pieza cuando aún no se ha colgado la que acaba de abatir, es tiempo de parar. Y eso es lo que vi en uno de nosotros, mientras otro lo conminaba a terminar pronto, pero sin parar de andar. La fiebre de la caza es dueña de la situación, y eso nunca trae nada bueno. Es tiempo de parar. Tomar algo mientras se comenta la jornada, dejar que después del primer trago salga la guasa del grupo, y los ánimos se templen. Una gran roca que cortaba el viento, nos sirvió de refugio para realizar la reponedora parada. Los perros también lo necesitaban, y esos no tienen culpa del poco seso que demuestra a veces el único animal que tiene pecados capitales.

Esta vez las coñas fueron para el que quiso cortar hacía rato, y luego la tomaron con otro por haber ido a furtivear un corzo hacía semanas, y después de una buena mojada que se cargó el día, acabó en un “bar de lucecitas” de carretera con otra “mojada”, y sin el corzo, cosa que trajo después la visita al médico porque creía que le había pegado algo a su novia, semanas después supimos que había sido al revés, y la pareja se acabó, pero la caza no.

Diez minutos después, escuchamos voces, y llegó una cuadrilla local que venía a hacer lo mismo que nosotros y en el mismo sitio, estaba claro que sabían que por allí no había donde refugiarse del Eolo polar que nos congelaba hasta la entrepierna,  excepto aquel enorme pedrusco. Así que los tres que llegaron fueron muy bien acogidos, y antes de soltar sus archiperres, ya le habíamos alargado nuestra bota de mosto, unos trozos de tortilla, unas croquetas, unas lonchas de jamón y unas cuñitas de queso viejo de oveja. La reunión fue amena, y además de comida y bebida, como es natural, compartimos experiencias y mentiras, sino, ¿¿qué reunión de cazadores sería esa??,  estas  últimas como es natural,  trajeron las risas al grupo. Pocas cosas se disfrutan tanto en el campo como estas charlas entre cazadores.

Pero como uno no para de enredar con lo suyo, enseguida me llamó la atención la escopeta de uno de ellos, así que le pedí permiso para verla y el hombre me la pasó sin más. Una superpuesta con muy buenos ajustes, metales muy bien trabajados y unas maderas de exposición que fue lo que en principio me hizo fijarme en ella. Una maravilla. A. Zoli era la marca.

Había visto un par de armas Zoli, y probado un express para un amigo, pero su agrupación fue sobre los 8 cms a 50 mts.  y los impactos muy mal colocados, y no lo compró. Aunque pude observar la robustez y la calidad de acabados del arma.

Ya llevaba yo años buscando un Sarasqueta del 375 H&H Mg. , cosa esta que ya me estaba cargando bastante, porque no encontraba lo que quería, pues cuando algo iba bien, otra cosa fallaba, y ya estaba harto de estar “desexpressado”. Tenía tanto mono, que estaba dispuesto a aceptar un superpuesto si este reunía los requisitos que buscaba, principalmente un baleo excepcional. El encuentro aquel fue premonitorio para pasar lo que pasó, y cuando los Hados se reúnen, pues a uno no le queda más remedio que dejarse llevar, y si no lo haces, mal harás, y acabarás arrepintiéndote.  

Le comenté a Gustavo, que así se llamaba el dueño de la Zoli, mi experiencia con un rifle de esa marca, no sin antes tener que explicarle que era un rifle express, arma que le parecía imposible que existieran por no entender la utilidad de dicho artefacto habiendo unos cerrojos que eran más robustos,  más baratos y cargaban más balas. Así que le dije ¿¿ porqué tú vas con una superpuesta de importación y no con una semiautomática nacional, que es mas barata y carga 5 cartuchos y…??, no cabía duda de que me había entendido porque no me respondió.

Pero a modo de excusa, me soltó que tenía ese arma porque su hermano trabajaba en Zoli, que en principio se había ido a Italia a trabajar en una pizzería para aprender bien el oficio y luego poner una en España. El hombre se colocó en una pizzería ero que la pizzería, pero esta cerró a los pocos meses, y la novia que se había echado allí se había quedado preñada, y su suegro, hombre chapado a la antigua usanza italiana, le había “enseñado de frente” su escopeta, hecha en  la fábrica donde trabajaba, era una Antonio  Zoli. Así que se casó con la ragazza, y el suegro lo metió en la fábrica en la sección de maderas, y allí llevaba ya dos años currando y en su casa cambiando pañales.

La cabeza me dio vueltas porque se me había encendido la bombilla, y sin saber cómo, tracé un plan para obtener lo que quería, pues por primera vez, podía dirigir yo el proceso. Pero cuando empecé a pensar como estructurarlo, me di cuenta de lo difícil que podría ser llevarlo a cabo (cosa que ya comprobaran ustedes). Pero cuando deseas algo ardientemente, vas buscando la manera de sortear cualquier escollo, así que puse en marcha mi plan sin saber cómo terminaría la fiesta.

Le comenté a Gustavo un esbozo del asunto, y él me dijo que contara con él, y que si su hermano, el pizzero frustrado podía, seguro me ayudaba. Me dio su tlf. y yo le di el mío, y después de las risas de la última mentira y los saludos de despedida de rigor, y viendo que los dos grupos  nos estábamos amodorrando, solté la famosa frase de… “ ¡¡ Ea, po a juí que viene la guardia siví” ¡!,  y cada cuadrilla tiró por su lado.

Pero para nada, porque ese día, no pude concentrarme más en la caza, fallé lo imposible, el más viejo del grupo me miraba de lejos, sabía que yo no estaba allí, así que para ayudarme, le dio cuartelillo en mi lugar al resto de mamoncetes que hacían sangre de mis fallos, y con sobrada razón. Ya no pensaba más que en terminar la cacería  y volver a casa para pensarlo todo detalladamente y poner en marcha mi plan. Ni dormir pude esa noche dándole forma a la cosa, y eso me hizo ver que primero tenía que ir a la armería, para saber si lo que maquinaba  era posible.

Al día siguiente, lunes, me encaminé a la armería de mi ciudad en la cual yo sabía que por aquel entonces  vendían las cosas más baratas que en ninguna otra parte de mi provincia, y por lo que sabía, posiblemente de España. Yo había visto allí algún arma de Zoli. Y en efecto, allí estaba el dueño (el padre), al cual le conté mi plan por encima, y él me dijo el proceso en la parte que le tocaba.

Él le pedía al importador en España en primavera, una media docena de express en total, contando con algún encargo del cal. 8 X 57, el resto eran del 9,3. Pero ya me soltó el, para mí,  gran inconveniente, el arma tenía que ser superpuesta porque el importador no traía express paralelos. De todas formas acordé un precio con él, por si mi plan fructificaba . Era un muy buen precio.

Pocos días después me llamó Gustavo para darme el Tlf.  de su hermano en Italia, ya había hablado con él, y admitía que yo le llamara para saber que quería. Un par de días después le llamé. Lo primero, que no era cazador y no entendía nada de armas, pues su trabajo era poner tacos de madera en una máquina desbastadora para hacer las culatas, darle a un botón, y vigilar el proceso para que todo saliera bien. Así que tuve que explicarle por tlf, que tendría que transmitirle al encargado de poner a punto y probar el baleo del arma, lo que yo quería. ¿¿Baleo, que es eso?? , ni siquiera sabía que había en fábrica alguien que hiciera algo semejante.

A estas alturas del proyecto, ya había llamado varias veces al importador en España, pero no había conseguido hablar con la persona que llevaba esos asuntos, pero como el que la sigue… .  Ese día el que podía responderme sí estaba, y lo primero que me soltó fue lo que ya sabía por el armero, que no importaban los express yuxtapuestos, solo los superpuestos, sin meterse en más explicaciones al respecto a pesar de mi insistencia. Sin embargo, si me dijo la forma de hacer lo que yo quería por su parte, ya que previamente yo le había contado mis contactos con fábrica y armero.

Bueno, con estos asuntos resueltos, volví a contactar al pizzaiolo, y me dijo que ya había estado donde probaban esas armas, un cuarto que tenía un pasillo de 80 mts que era la distancia de prueba según le dijeron, y que las del calibre 9,3X74 R las ponían a punto con balas RWS TUG de 293 grains, o al menos eso parecía que ponía en el papel que le había dado el que tenía los cascos puestos, que “seguramente era el que pegaba los tiros en el túnel”. Ya veis lo puesto que estaba el hombre.

Por aquellos años ya sabía yo que a munición más pesada y por tanto más lenta, más abrían los tiros los express, aunque los superpuestos se comportaban de forma diferente a los planos al tener los planos tensiones laterales de las cuales carecen los superpuestos, cosas de la Física. Eso hace que los superpuestos, sean más fáciles de regular que los yuxtapuestos. Esa TUG era la bala más pesada que se fabricaba de ese calibre por aquellos años, eso que yo supiera. Así que después de analizarlo todo muy bien, le dije que ya le mandaría yo una carta con un dibujo que seguro que el probador lo entendería a la perfección. Dicen que un dibujo vale más que mil palabras ¿no?.

Para la mejor comprensión, y que no hubiera lugar a equívocos, compré un mini diccionario español-italiano, e hice un dibujo muy claro, y pocas palabras, mientras menos palabras menos lugar a errores. No tenía dudas de que el tío de los cascos cuando viera el papel lo entendería sin más, además de recalcarle al hermano de Gustavo, que no tenía ninguna prisa, y que se lo hiciera saber al de los cascos, pues hasta después del verano del año próximo no tendrían que enviar el arma, y que ante cualquier duda me lo dijera antes de hacer nada.

Con regla y compás, dibujé sobre una diana que era la que yo usaba para probar los rifles, lo que deseaba, teniendo en cuenta la munición que ellos empleaban, que no sería la que yo iba a emplear. Así que sabiendo la distancia de prueba que eran  80 mts.,  puse el impacto inferior a tres cms por encima del centro, y el superior en perfecta vertical a tres cms por encima del otro impacto, siempre midiendo entre centros de impactos. Todo esto con sus flechitas indicadoras escritas en italiano. Así me aseguraba que cuando yo tirara la munición KS de 247 grains los impactos quedarían entre uno y dos cms uno del otro y un pelo más bajos. También le puse el largo de culata que quería, que era 3 mm. más corta que la de seria, y nada más. Y eso mandé para Gardone Valtrompia, junto con una carta de agradecimiento muy expresiva, para ambos intervinientes.

Allá a primeros de Abril, me llama el de la armería… que ya le había hecho el pedido al importador. Y este más o menos un mes después, le había hecho el pedido a fábrica. Me faltó tiempo para llamar a Italia y hablar con el hermano de Gustavo, que me confirmó que les había llegado el fax con el pedido a la oficina.

Un mes después, tal y como habíamos quedado,  volví a llamar al “pizzero” a ver como iba el tema, por pesado no iba a quedar. Y me responde que ya “casi” tenía preparada mi arma, y me dio el número de serie de la misma, le pedí me mandara una foto, y me dijo que no, que habría una sorpresa extra. ¡¡ Joder, no me gustan las sorpresas ¡!, después de tanto pensar y maquinar,¿¿ a ver si este le ha metido algo de su propia cosecha que no me gusta ¿?, ¿¿a ver si…??, mejor no pensar, conque me agrupe como yo quiero, obviaré lo demás.

De inmediato le pasé el número de serie del arma al importador y al armero local, y le dije a este último que me avisara en cuanto llegara “mi” rifle.  Pero también le había dicho al “italiano” que cuando saliera de Italia para España me llamara. En verdad fui yo el que lo llamaba alguna que otra vez con la excusa de saber cual era la sorpresa, pero en realidad lo que quería saber era que el arma estaba allí, que este me la tenía controlada, y que le había puesto en la caja de cartón con rotulador gordo el Nº de serie por las seis caras, y que… etc.

Un día de Julio, me cogió por sorpresa su llamada, el arma acababa de salir para España por “tal” transporte, en dos o tres días la tendría el importador.  Joder, yo pensé que vendría para Septiembre o así. Al día siguiente, llamé al importador para decirle que estaba a punto de llegarle el pedido de Zoli con mi arma, que llevaba el Nº de serie por las seis caras de la caja y le recordé el número, menos mal, pues ya no se acordaba de donde puso el papel con el número que le había dado anteriormente. Menos mal que uno era pesado, que si noooo. Ahora ese pedido tenía que pasar revisión en su almacén, comprobar albaranes…etc.  Un mes después me llamó diciendo que salía el pedido que había hecho mi armero, y que mi arma iba en él.

Que emoción, me parecía mentira poder tener entre las manos algo tan esperado y deseado, y todos sabemos lo que eso supone para quien ama las armas, pues el puñetero pizzero no había querido enviarme fotos del arma como le había pedido en varias ocasiones, con la cosa de no desvelar “su” puñetera sorpresa. Así que no tenía claro que puñetas iba a recibir, estaba loco por verla y salir de dudas, solo pedía que la dichosa sorpresita se pudiera quitar o desmontar sin desgraciar el arma. Pero como no andaba yo tranquilo con ese asunto, le recé a San Huberto, que es el santo de los cazadores, pero no de las armas, pero bueno, como ambas cosas van de la mano y yo no sabía si había santo de las armas (¿cómo hay santos para todo?), pues le endosé el marrón a él.

A la tarde siguiente me fui para la armería, aun sabiendo que era pronto para que llegara mi ansiada caja, y eso era seguro, porque el viejo armero, no me había llamado. Iba para darle una señal que confirmara mi pedido, cosa esta que el armero no había querido hacer hasta que no le llegara el arma pues confiaba plenamente en mí, además, que el hombre me había dicho que la probara antes de comprarla, y que si no la quería, no la comprara, que él no tendría problemas en colocarla. Un tío formal… ya lo sabía yo.

Entro en la armería, me mira el hombre, y sin más, empieza a mirar por todos los rincones, altos y bajos. Y me dice:

- Lo tuyo ya ha llegado, a ver si lo encuentro.

De piedra me dejó, ¡¡¡ ya estaba allí mi express, después tantos meses!!!, y yo que no lo esperaba hasta el día siguiente como poco.

El hombre buscaba y rebuscaba, y nada, y otra vez vuelta a buscar… nada. Entonces  desapareció por una puerta que daba a un enorme almacén. ¡¡Ay que ansias ¡!,  y al rato, aparece con una caja con los nº de serie del arma por todos lados escrito con rotulador rojo bien gordo. ¡¡¡ Esa es coño!!!. Y me suelta aquel señor:

- Qué raro, estaba en una estantería del fondo del almacén, cuando yo lo había puesto esta mañana en este rincón, puse la caja de pié para verla y que no se me olvidara de avisarte mañana. Y todavía más raro, alguien ha abierto la caja, este precinto que lleva ahora es el  nuestro, el de fábrica está roto, seguro que mi hijo ha abierto la caja.

Esas últimas palabras traerían cola. Rompió el precinto, y apareció el que fue mi compañero de caza durante muchos años.  Cuando quitamos los papeles que lo cubrían, “la sorpresa” era tan visible que no busqué ni deseé nada más, unas maderas de superlujo, sin duda de un tocho de nogal excepcional y el tratamiento también lo era, nada de lacas tiradas a pistola, aceites y ceras dadas a mano, me recordó la escopeta de Gustavo. La carrillera del modelo que yo había visto en catálogo era tipo alemana, y yo le había dicho al pizzero que era una pena que no la hicieran tipo inglés, que era mucho más elegante y vistosa para cualquier rifle, y para un express mucho más,  eso también era parte de la sorpresa, pues llevaba carrillera inglesa muy bien hecha y una chapilla dorada abajo  a juego con los disparadores para poner mis iniciales. El arma era un placer para la vista, el armero, al ver “la pieza” y el trabajito extra que traía,, enseguida se fue a comprobar el albarán para ver si ese arma venía aparte y con otro precio, o estaba incluida en el precio del lote, pero no, el precio de todos los express recibidos era el mismo, así que el precio acordado no sufría variación, menos mal, porque después de verlo no podía dejarlo allí y hubiera tenido que pagar lo que pidieran.

Me comentó el hombre, que si yo había pedido esos extras, y le dije que no, que yo lo único que había pedido era el baleo como yo quería, y el largo de la culata a mi medida, nada más, y que lo demás era cosa del pizzaiolo, de lo cual yo estaba a pez. Todo lo dicho por increíble que pareciera, era verdad.

Realmente era un gran arma, los cañones de acero Boheler Rasant Antinit de 66 cms soldados en su totalidad con rodelas en la parte trasera por donde metes los cartuchos, igual a las escopetas Beretta SO, alza única removible lateralmente, punto de mira de torpedo dorado (mas tarde le puse uno de marfil de facochero que según decían es el único que no amarillea con el tiempo), disparador delantero con pelo regulable por tornillo para disparos de precisión, es decir, el del cañón inferior, y unos robustos enganches bajo los cañones que quedaban impecablemente encajados en la báscula. El conjunto cañones báscula, una vez cerrados, quedaba tan sólido como un bloque de acero. La báscula llevaba grabados de venado en berrea por una cara, un muflón por la otra, y otro venado de frente en la parte baja de la báscula. Todo esto conseguía un arma perfectamente equilibrada, y el conjunto de todo esto, más un peso de 3,6 kg,, y sobre todo ser un superpuesto, daba como resultado un arma con un retroceso más agradable que el que dan los yuxtapuestos, y casi sin relevación en el primer tiro.  

Dentro de la caja de cartón (no traía maletín), venía mi diana junto con la prueba de fábrica, no podían haber hecho mejor lo que yo había pedido, solo una ligerísima variación del cañón superior hacía la derecha de menos de medio centímetro, a saber si era fallo del tío de los cascos.  De inmediato, realicé la maniobra de encare con los ojos cerrados, y abrirlos ya encarado, para encontrarme la parte baja de la V del alza perfectamente enrasada con el punto de mira dorado. Repetí la maniobra varias veces con el mismo y excelente resultado. En ese momento, sin más, le pagué el arma íntegra al armero, y en la copia de factura que me dio aparecían todos los datos del arma incluido, gracias a Dios, el número de serie.  

Estábamos comentando ambos la maravilla que habían mandado, cuando apareció el hijo del armero, “el armerito”, que saludó fríamente, y que cuando vio el arma sobre el mostrador… .

- Padre, guarda ese rifle que está ya vendido.

- Claro que está vendido, este es el dueño -dijo el hombre mirándome-.

- No, el dueño soy yo, esta mañana la aparté de la venta y me la tengo reservada.

No daba crédito a lo que oía, iba intervenir cuando el padre…

- Este arma está vendida desde hace casi un año, está especialmente hecha por el fabricante según las especificaciones que este hombre le dio el invierno pasado. Y no la vayamos a tener a cuenta de esto.

- Pero…

- Ni peros ni manzanas ni puñetas, es de este señor y punto. Solo si mañana no está satisfecho con la prueba podrás quedártela - como ya dije, un tío formal-.

Mirándome como si le hubiera quitado algo, el hijo va y me suelta:

- Has tenido suerte, te has librado por poco, mañana por la mañana la iba a meter en mi licencia, por eso la aparté, mi padre no me había dicho que había ningún encargo especial de este fabricante. Si llegas a venir mañana por la tarde… .

Iba a meterle en la jeta mi factura pagada y sellada con el número de serie del arma, pero no lo hice por respeto al padre.Pero entendió mi mirada, la del Clint Eastwood mismamente.

La prueba fue tal y como se esperaba, insuperable, no podía pedir nada mejor, el primer tiro fue un poco bajo, fallo mío, pero en los siguientes el arma demostró su valía, era precisa y perfecta, sin ninguna duda, mucho más precisa que yo. Poco después le puso un armero unas bases de quita y pon, y un canuto de 2-7 x, con el cual podía tirar a cualquier distancia sin miedo a fallos que no fueran los míos, años después vino el Zeiss de 1,5-6 X. El Zoli me permitió dejar en el armero mi querido  338 W. Mg.  muy a mi pesar, pues ese cartucho me gustaba más,  prestacionalmente hablando, que el  9,3X74 R.

Probado a 200 mts.,  el Zoli agrupaba con munición comercial igual que mi 338, no había diferencias. Así que cuando fallaba, no había dudas, era el indio, no el arco.

Cuando llegó la Navidad, le envié tres buenos jamones a Gustavo, uno para él, y los otros dos para cuando fuera a Italia a ver a su hermano en Enero le diera uno, y el otro para “el de los cascos”, en agradecimiento por haber aguantado mis neuras durante meses. Adjunté una foto de la primera pieza abatida por su express, un guarro de casi 80 Kg. que tuvo buena boca y que cayó al trote al primer tiro, y que fue secundado, ya en el suelo, para que dejara de moverse. De bien nacido es ser agradecido, lo digo por lo de los jamones y la foto para el personal, aunque el guarro también me agradecería el segundo tiro, no así el primero, vamos, digo yo.  

Por su controlado parto, y por la vida tan ajetreada que llevó, pues disparó y mató mucho, fue un arma muy especial para mí. Lo vendí cuando mi siguiente express me demostró que lo podía suplir, y aunque  no me decidía a venderlo, solo la insistencia de un buen amigo que sabía la historia del arma, así como lo mimada que siempre estuvo, y que me pagó lo que nadie se creyó, me hizo dar ese paso.

¿¿ El siguiente express ¿?, como decía Mr. Kipling… pero esa es otra historia.


Última edición por Enjarao el Jue 05 Abr 2018, 00:07, editado 1 vez
Volver arriba Ir abajo
pepdark
Posta Lobera
Posta Lobera
pepdark

Mensajes : 3656
Fecha de inscripción : 29/12/2012
Edad : 51

Un controlado parto. Empty
MensajeTema: Re: Un controlado parto.   Un controlado parto. Icon_minitimeDom 01 Abr 2018, 21:12


Bonita historia. Me ha gustado leerla.
Un saludo!
Volver arriba Ir abajo
perichoke

9ª


Mensajes : 155
Fecha de inscripción : 21/05/2012

Un controlado parto. Empty
MensajeTema: Re: Un controlado parto.   Un controlado parto. Icon_minitimeJue 05 Abr 2018, 08:35

Una historia muy bonita,
Gracias por compartirla
Volver arriba Ir abajo
Pacense
Vieja Gloria
Vieja Gloria
Pacense

Mensajes : 491
Fecha de inscripción : 06/04/2011

Un controlado parto. Empty
MensajeTema: Re: Un controlado parto.   Un controlado parto. Icon_minitimeJue 05 Abr 2018, 10:21

Como siempre, una magnífica historia. El "virus pistola", lo entretenido que nos puede llegar a tener y cuando lo curamos ya estamos pensando en la siguiente recaída...

Saludos
Volver arriba Ir abajo
Juan Lobón

5ª
Juan Lobón

Mensajes : 1246
Fecha de inscripción : 31/03/2016
Edad : 53

Un controlado parto. Empty
MensajeTema: Re: Un controlado parto.   Un controlado parto. Icon_minitimeJue 05 Abr 2018, 11:20

Gracias por el relato, Enjarao. Siempre se agradece echar un rato a este tipos de lecturas. Y además, has conseguido que me riese con esta última frase en la que llevas más razón que un santo...

Enjarao escribió:
aunque el guarro también me agradecería el segundo tiro, no así el primero, vamos, digo yo.  

Volver arriba Ir abajo
Palimpsesto
Vieja Gloria
Vieja Gloria
Palimpsesto

Mensajes : 618
Fecha de inscripción : 03/05/2012

Un controlado parto. Empty
MensajeTema: Re: Un controlado parto.   Un controlado parto. Icon_minitimeJue 05 Abr 2018, 13:27

Buen, agradable y ameno relato. Muchas gracias. Un controlado parto. 1808262541


Pero como no andaba yo tranquilo con ese asunto, le recé a San Huberto, que es el santo de los cazadores, pero no de las armas, pero bueno, como ambas cosas van de la mano y yo no sabía si había santo de las armas (¿cómo hay santos para todo?), pues le endosé el marrón a él.



Si te sirven los de los armeros, San Jorge y Santa Bárbara.
Volver arriba Ir abajo
Asterix

2ª
Asterix

Mensajes : 1872
Fecha de inscripción : 21/12/2012
Edad : 69

Un controlado parto. Empty
MensajeTema: Re: Un controlado parto.   Un controlado parto. Icon_minitimeJue 05 Abr 2018, 14:02

Gracias Paco, entrañable, como siempre.
Volver arriba Ir abajo
Enjarao
Vieja Gloria
Vieja Gloria
Enjarao

Mensajes : 5091
Fecha de inscripción : 17/11/2012

Un controlado parto. Empty
MensajeTema: Re: Un controlado parto.   Un controlado parto. Icon_minitimeJue 05 Abr 2018, 15:25

Gracias a vosotros por leerlo y comentarlo. Ya véis lo currado que estuvo el conseguir lo que quería, y como ya digo, EL JEFE me puso delante la forma de lograrlo. Un controlado parto. 1808262541
Volver arriba Ir abajo
pepdark
Posta Lobera
Posta Lobera
pepdark

Mensajes : 3656
Fecha de inscripción : 29/12/2012
Edad : 51

Un controlado parto. Empty
MensajeTema: Re: Un controlado parto.   Un controlado parto. Icon_minitimeJue 05 Abr 2018, 18:44

Enjarao escribió:
Gracias a vosotros por leerlo y comentarlo. Ya véis lo currado que estuvo el conseguir lo que quería, y como ya digo, EL JEFE me puso delante la forma de lograrlo. Un controlado parto. 1808262541

No cae una hoja de un árbol sin que Él lo permita....Tú Fe me ayuda a seguir con mi día a día.
Un abrazo don Paco!
Volver arriba Ir abajo
DAVID H.
Vieja Gloria
Vieja Gloria
DAVID H.

Mensajes : 4624
Fecha de inscripción : 20/03/2011
Edad : 43

Un controlado parto. Empty
MensajeTema: Re: Un controlado parto.   Un controlado parto. Icon_minitimeJue 05 Abr 2018, 21:37

Vaya historia, ya tuvo que ser el siguiente express, para deshacerte del zoli, y una foto del susodicho no habría por ahí, o vas a ser como el pizzero jejejeje
Volver arriba Ir abajo
viti
Administrador
Administrador
viti

Mensajes : 17598
Fecha de inscripción : 19/03/2011
Edad : 52

Un controlado parto. Empty
MensajeTema: Re: Un controlado parto.   Un controlado parto. Icon_minitimeJue 05 Abr 2018, 22:10

fabuloso¡¡¡¡¡¡
Volver arriba Ir abajo
http://www.cazayarmas.org
Enjarao
Vieja Gloria
Vieja Gloria
Enjarao

Mensajes : 5091
Fecha de inscripción : 17/11/2012

Un controlado parto. Empty
MensajeTema: Re: Un controlado parto.   Un controlado parto. Icon_minitimeJue 05 Abr 2018, 23:34

DAVID H. escribió:
Vaya historia, ya tuvo que ser el siguiente express, para deshacerte del zoli, y una foto del susodicho no habría por ahí, o vas a ser como el pizzero jejejeje

Pues esa es una pequeña tragedia de mi vida, que en sí, es otra pequeña historia. Primero, que cuando iba de caza o en moto casi nunca llevaba cámaras (mis tres afipasiones, la caza, la moto, y la fotografía), pero sí, hice algunas, aunque no tantas como otros muchos que han "andado" menos que yo.

Cuando el tema digital era ya un hecho incontestable, allá por 2009, mi MR me conmina a hacer un archivo digital de todas las fotos que tenemos, y tirar todo el material de papel que ocupa mucho sitio tanto álbum..."total, siempre puedes sacar en papel lo que necesites ¿¿no??".

Compró un scaner y me pongo a ello, en total un porrón de horas de trabajo, una vez terminado y con el resultado en mi pc, me encuentro casi sin memoria en el pc, así que compro un disco duro externo de 500 gb, y como ya eso yo por aquel entonces no lo dominaba, le digo a mi hija que haga ese trabajo. La niña se pone manos a la obra, y al rato me dice que ok. Le pregunté que si lo había comprobado todo, y que si, que perfecto, que todo estaba en el disco. Y tiré todo el material de papel y lo borré de mi pc, poco después formateé el pc porque lo vendí por haber comprado otro nuevo "con mas memoria".

Pocos meses después, sufrimos una estafa de unos albañiles de una obra en la cocina, y denunciamos a través del seguro. Mira por donde, yo le había hecho fotos a los curritos trabajando en casa, y el seguro me las pidió para presentarlas como prueba en el juicio. Miro el dd para sacar las fotos a papel, y no había nada en el dd, que desesperación, que cabreo, ni una sola foto. De todas formas el juicio se ganó y el tío tuvo que pagarme, pero de las fotos nunca mas se supo. Viajes en moto y todos los demás, recuerdos, las fotos de mi hija, cacerías, premios en competiciones de tiro... todo perdido, una pena. Solo hay por ahí en papel unas fotos de mi hija pon mi Perazzi MX8, y otras de mis dos últimas motos con mi hija y mi ahijado.

Hubiera preferido perder los 6.000 pavos que me devolvieron del juicio, que las fotos. Mandé el dd a un experto informático... y nada. Nunca hemos sabido como se perdieron esas fotos, pues mi niña dice que lo repasó dos veces antes de confirmármelo, pero allí no había nada.

La culpa es mia, ¿¿porqué??, porque una de mis máximas y que yo siempre he llevado a rajatabla es :

NO SE LE PUEDE DAR A UN NIÑO EL TRABAJO DE UN HOMBRE.

Espero que esta pequeña historia os sirva experiencia. Un controlado parto. 1808262541
Volver arriba Ir abajo
DAVID H.
Vieja Gloria
Vieja Gloria
DAVID H.

Mensajes : 4624
Fecha de inscripción : 20/03/2011
Edad : 43

Un controlado parto. Empty
MensajeTema: Re: Un controlado parto.   Un controlado parto. Icon_minitimeVie 06 Abr 2018, 09:00

vaya por Dios, me ha gustado mas el final del primer relato que del segundo.
Volver arriba Ir abajo
Enjarao
Vieja Gloria
Vieja Gloria
Enjarao

Mensajes : 5091
Fecha de inscripción : 17/11/2012

Un controlado parto. Empty
MensajeTema: Re: Un controlado parto.   Un controlado parto. Icon_minitimeDom 08 Abr 2018, 01:45

DAVID H. escribió:
vaya por Dios, me ha gustado mas el final del primer relato que del segundo.


Y eso sin contar el maravilloso archivo de rifles express que tanto trabajo me costo clasificar, creo que tenía todo lo reseñable y extraordinario que había sido expuesto en internet, con sus traducciones en español modificadas para que tuviera sentido. Mas las fotos y fotos de pruebas de los express y escopetas probadas por mi.

Todo perdido querido David. Solo los recuerdos quedan, los cuales trato a veces de exponer en este foro, con mas o menos acierto, para que sirvan de experiencia a los demás. Un controlado parto. 1808262541
Volver arriba Ir abajo
cr10155

8ª


Mensajes : 357
Fecha de inscripción : 24/10/2012
Edad : 49

Un controlado parto. Empty
MensajeTema: Re: Un controlado parto.   Un controlado parto. Icon_minitimeLun 16 Abr 2018, 21:24

magnífico relato
Volver arriba Ir abajo
Zascandil
7ª 1/2
7ª 1/2


Mensajes : 405
Fecha de inscripción : 20/03/2011
Edad : 34

Un controlado parto. Empty
MensajeTema: Re: Un controlado parto.   Un controlado parto. Icon_minitimeJue 19 Abr 2018, 21:21

Un placer leerte, Enjarao. Y una pequeña desgracia esa pérdida tuya. Debías guardar excelente material. Tú al menos lo tienes en la cabeza, nosotros nos quedamos con las ganas!

Un saludo y gracias por tus relatos.
Volver arriba Ir abajo
Contenido patrocinado




Un controlado parto. Empty
MensajeTema: Re: Un controlado parto.   Un controlado parto. Icon_minitime

Volver arriba Ir abajo
 
Un controlado parto.
Volver arriba 
Página 1 de 1.

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Caza & Armas :: Un controlado parto. Zzzzzz12LA CHIMENEA :: Relatos-
Cambiar a: